Me gustaría que por un momento amigo lector, imaginaras que estás en una gran tienda llena de cientos de artículos que llaman tu atención; aunque debes saber de antemano, que es un lugar tan exclusivo, al que solo entrarías por curiosidad para deleitarte observando, pues todo es demasiado costosos para tu presupuesto. Creo que no hablo de nada salido de la realidad ¿verdad?, ya que no podemos negar que aunque sea momentáneamente, muchos hemos fantaseado alguna vez con poseer lo inalcanzable ¿pero que pasaría si de repente te encuentras con una etiqueta en alguno de los productos, que para ti como un golpe de suerte, se ajusta perfectamente a tu bolsillo, y aquello que parecía inalcanzable pasa a ser alcanzable? si estoy en lo correcto, quizás abrirías tus ojos para mirar una y otra vez aquella etiqueta pensando que el artículo está defectuoso o que probablemente aquella etiqueta está equivocada.
¡Un error! es lo primero que pasa por nuestra mente mi amado, y aunque hoy te hablo de valiosos pero simples objetos terrenales, quise llevarte allí porque esa es la manera en la que nos sentimos cuando perdemos la esperanza y la fe; pues aunque somos un gran tesoro perdemos nuestro valor frente a los demás por una auto etiqueta equivocada, y creer entonces que aún con defectos hemos sido elegidos es tan poco probable; que te aseguro que esperamos oír en el último instante al querer adquirir lo que nos corresponde, una voz que dirá: ¡hay una equivocación! e inmediatamente nos visualizamos abandonando el lugar con las manos vacías mientras en voz baja nos decimos a nosotros mismos: ¡lo sabía!
Hoy quiero recordarte hermano en Cristo que a diferencia de otros sistemas de clasificación Tú has sido etiquetado a la medida, la palabra dice: Comprados fuisteis por precio; no os hagáis esclavos de los hombres (1 Cor.7:23) así que camina con seguridad pues no hay errores ni precio que pagar, y en Cristo siempre saldrás con las manos llenas si te mantienes firme en sus promesas. ¡Eres Elegido y tu etiqueta fue puesta justo a tu medida!